Menos azúcar, sal y grasas: las propuestas del Plan presentado por el Ministerio de Sanidad

La ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Dolors Montserrat, ha presentado el “Plan de colaboración para la mejora de la composición de los alimentos y bebidas y otras medidas 2017-2020“, una iniciativa que recoge los compromisos de reformulación de los sectores de la fabricación y distribución para varios tipos de alimentos y bebidas (más de 3.500 productos) de consumo habitual en niños, jóvenes y familias. El objetivo principal es la reducción en torno al 10% del contenido de azúcares añadidos, sal y grasas saturadas.

Los productos incluidos en el Plan aportan el 44,5% de la energía total de los productos con azúcares añadidos de la cesta de la compra de la familia española, y la estrategia abarca también empresas de restauración social, por lo que los menús ofrecidos en los colegios y en lugares como las cafeterías de los hospitales serán más saludables: aumentarán los platos cocinados a la plancha, las carnes magras frente a otras carnes, se reducirán los productos precocinados o fritos y se ofrecerán más legumbres, pescados, verduras y frutas de temporada.

En relación a los establecimientos de restauración moderna, está previsto adoptar medidas como reducir el 50% el contenido de azúcar en sobres monodosis y una reducción del 33% de la sal. En cuanto a las máquinas de vending, se comprometen a adquirir sólo productos reformulados, aumentar del 30 al 50% la oferta de alimentos equilibrados y reducir en un 15% la dosis máxima de azúcar añadido en máquinas calientes.

“Este Plan es una herramienta eficaz para luchar contra las 3 enfermedades crónicas que más afectan a la población española (diabetes, enfermedades cardiovasculares y cáncer), y la obesidad, por lo que representa un gran beneficio para las futuras generaciones. Se trata de un paso más dentro de nuestro sistema sanitario, alineado con nuestras estrategias de promoción de la salud y prevención de la enfermedad y dentro de la Estrategia NAOS”, ha dicho la ministra, para quien esta iniciativa “marca un antes y un después en España, porque supone una transformación no solo social sino también empresarial, ya que las empresas que se suman invertirán en innovación constante con el objetivo de elaborar productos más saludables. Gracias a este esfuerzo en innovación, la reformulación va a permitir suprimir o reducir algunos de los componentes de los alimentos, manteniendo la seguridad, el sabor y la textura, haciendo por lo tanto que el producto sea más saludable y que siga siendo aceptado por los consumidores”.

 

Plan ministerio

 

 

0 Compartir
WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
A %d blogueros les gusta esto:
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookVisit Us On Instagram
Ir a la barra de herramientas