¡Atención alérgicos!: la primavera viene “fuerte” para algunos pólenes

Según informa el portal Eltiempo.es, la campaña de alergias de este año se espera intensa para los alérgicos, especialmente a los del polen del plátano y las cupresáceas a finales del invierno y, durante la primavera, a las gramíneas y el olivo. Tal y como señala el alergólogo Javier Subiza, “se espera que las previsiones en alergias a plataneros y cipreses sean fuertes. Hay que tener en cuenta que a causa del cambio climático, estamos viendo que, según pasan los años, su efecto va siendo más fuerte en pólenes de árboles. No es casualidad que las concentraciones más altas de plátanos o de cupresáceas las hayamos conseguido en los últimos 4 años”.

Según la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEAIC), desde mediados de este mes de febrero se pueden encontrar niveles altos de pólenes de cupresáceas en zonas como Jaén, medios en el área de Barcelona y bajos en el resto del país. Por épocas, las arizónicas y los cipreses tienen sus mayores índices de afección durante los meses de febrero y marzo; los plátanos en marzo y abril, y las gramíneas en mayo-junio. Debido a las diferentes características climáticas del territorio español, la sensibilización a las alergias es muy distinta en función de la región. Así, las gramíneas afectan al centro y norte peninsular; el polen del olivo al sur de España, y la Parieta judaica a la zona mediterránea.

Asimismo, desde la SEAIC destacan que las gramíneas de crecimiento espontáneo, como las “malas hierbas”, son la causa más común e importante de polinosis en España. Sin embargo, no será hasta mediados del mes de marzo cuando la información sobre el impacto de la campaña de alergias sea más fiable, ya que se necesitan realizar los recuentos de polen y lluvia de octubre a finales de febrero.

El doctor Subiza apunta que, en este momento, “las previsiones son de una primavera de gramíneas floja, siembre que no tengamos niveles de lluvia altos durante los meses que quedan, ya que a veces es suficiente con unas altas precipitaciones para cambiar la previsión”.  Y es que, tal y como recuerdan los expertos, son las lluvias durante el invierno y la primavera las que determinan la intensidad de la alergia a las gramíneas. “Los años en los que hay mucha lluvia es cuando las concentraciones de gramíneas durante la primavera son muy altas. Y las variaciones pueden ser 4 a 5 veces más, es decir, muy altas”, dice Subiza.

Con respecto a esta primavera, debido a las escasas lluvias, se espera una polinosis pobre en gramíneas para mayo y junio, aunque, como ya hemos dicho, esto puede variar si la primavera es muy húmeda. “Ya hemos pasado épocas en las que ha habido precipitaciones significativas durante el mes de abril que hicieron que las alergias de gramíneas en la primavera fueran fuertes, tal y como ocurrió en 2016”, explica el alergólogo.

Eltiempo.es ofrece el estado de la difusión de la alergia por regiones y su Sección de Polen se puede consultar información sobre la incidencia de todos los tipos de polen en cada Comunidad Autónoma.

0 Compartir
WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
A %d blogueros les gusta esto:
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookVisit Us On Instagram
Ir a la barra de herramientas