“¿Cómo hay que actuar ante una lipotimia?”

LA CONSULTA: El otro día, mi hija de 14 años se desmayó en el colegio y el médico le dijo que había sufrido una lipotimia. Por suerte, se recuperó rápidamente. Mi pregunta es: ¿cuáles son las posibles causas? y también, ¿como prevenirla y de qué forma hay que actuar si le vuelve a suceder? Laura F. (Zaragoza)

 

 

 

LA RESPUESTA: La lipotimia es un desmayo breve y puntual que científicamente se denomina síncope vasovagal. Se debe a una disminución momentánea de la sangre que llega al cerebro, lo que ocasiona los síntomas. Las causas más comunes suelen ser el estar de pié quieto mucho tiempo, ambientes calurosos y agobiantes con mucha gente, al realizarse una extracción sanguínea o visualizar un accidentado, situaciones que desencadenan emociones fuertes  como el estrés y recibir noticias graves, crisis de tos o risa continuada, tras el esfuerzo para orinar,  estar en ayunas mucho tiempo e hidratarse poco.

Suele haber unos síntomas premonitorios del mareo como debilidad repentina, sudor frío, náuseas o vómitos, temblor, pitidos o ruidos de oídos, entre los más típicos, que varían de una persona a otra y que es importante reconocer para prevenir el desmayo y evitar la consiguiente caída y traumatismo. Hay algunas personas más predispuestas a padecer lipotimias, como las que son más sugestionables y emotivas, los hipotensos, adolescentes (sobre todo las chicas tras las perdidas menstruales) y las personas mayores que tienen un peor control de la regulación de la sangre o que toman medicación que la altera.

Respecto a la prevención y manejo, en primer lugar es importante identificar los síntomas de que se va a producir y sentarse con la cabeza dirigida hacia abajo entre las piernas o bien echarse en el suelo y poner las piernas en alto encima de una silla, por ejemplo. Si el afectado se desmaya y pierde el conocimiento, será otra persona la que haga esta última maniobra, para que la sangre vaya hacia la cabeza y se recupere la conciencia. También se recomienda aflojar la vestimenta que comprima y refrescar con un poco de agua en la nuca o abanicar al afectado. Pero sobre todo, es importante evitar las situaciones en que se haya producido una lipotimia en otras ocasiones; intentar no estar de pié quieto durante mucho tiempo y, si es inevitable, pueden usarse medias de compresión. Otras recomendaciones son beber abundante líquido, tomar algún alimento con sal o café, que eleva un poco la tensión; huir de los espacios muy calurosos y buscar una buena ventilación en los locales muy concurridos; y usar una vestimenta adecuada según la temperatura, quitándose ropa o poniéndosela, según las circunstancias. Una última pauta: si es la primera vez que sucede la lipotimia, es importante que la persona sea evaluada por un médico para descartar alguna patología de base importante y confirmar el diagnóstico.

 

 

 

Responde: Dr. Javier Cotelo Vila. Especialista en Medicina del Trabajo

 

Si quieres que el doctor responda a tus dudas, rellena el cuestionario que aparece en la página principal del Salus & Wellnes, en el apartado “PREGÚNTALE AL MÉDICO, y haznos llegar tus consultas.

 

(Los contenidos de esta sección son informativos, con el objetivo de dar respuesta a las dudas o términos médicos más frecuentes, y en ningún caso sustituyen a la consulta del médico de familia o el especialista) 

0 Compartir
WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
A %d blogueros les gusta esto:
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookVisit Us On Instagram
Ir a la barra de herramientas